Los rackers contribuyen: la orientación de CyberPatriots cierra un ciclo para un analista

Los empleados de Rackspace son expertos en resolver los desafíos de TI empresarial más complejos de la actualidad. Además de ayudar a los clientes, muchos también ayudan a nuestra comunidad con su talento. A los rackers se les invita a utilizar su tiempo anual de voluntarios para contribuir con la comunidad de la manera en que les sea relevante.


Un profesor de preparatoria cambió la trayectoria de vida de Ricky Banda, y actualmente, a través de CyberPatriot, un programa de cibereducación para jóvenes creado por Air Force Association, él espera que inspire a otros.

Ricky trabaja como analista de ciberseguridad en el Customer Security Operations Center de Rackspace, un cuarto oscuro como caverna iluminado por monitores gigantescos en un muro, un espacio accesible a través de una puerta sin señalización y escondida en un rincón del Castle, las oficinas centrales de Rackspace en San Antonio.

Un día común para Ricky, que comenzó en Rackspace en 2015, y para sus colegas analistas involucra cazar amenazas al buscar a malosos en ambientes en línea de clientes. A los 24 años, aún no tiene un título universitario (aunque trabaja activamente en conseguirlo), pero ya es poseedor de un abecedario de certificaciones de seguridad: A+, Network+, Security+, CCNA, CCNP, CCNA Security, GCIH, CEH, SSFPS y más.

Sus primeros años escolares e intereses no podrían haber pronosticado el éxito que Ricky ha tenido como experto en ciberseguridad. Era apenas estudiante de primer año en Southwest High School, en la esquina suroeste de Bexar County, lejos del ajetreo del centro de San Antonio, cuando un profesor, Arthur Celestin, dijo algo que despertó su interés.

“Nos metió en la cabeza la idea de que si salíamos bien de la preparatoria, podríamos graduarnos y hacer dinero; nos dijo que quería vernos hacer más dinero que él luego de graduarnos”, recuerda Ricky. “Mis padres no se involucraban mucho, así que eso se convirtió en mi motivación para esforzarme. A partir de mi segundo año, nos capacitaba para nuestra certificación A+. Y lo mejor era su estilo de enseñanza: básicamente él decía que ahí estaban las herramientas, ahí estaba el libro. Yo les enseñaré, pero es su tarea… y pueden ir tan a fondo como quieran.”

Como parte de un programa de seguridad académica de preparación para la carrera en Alamo Colleges, Ricky comenzó a tomar clases de nivel universitario. Un día un profesor describió la organización CyberPatriotsy la competencia de ciberseguridad nacional que financia y preguntó si había alguien interesado en crear un equipo para competir.

Armados con su primera certificación, Ricky y otro estudiante formaron un equipo, y el resto es historia.

“Nos fue muy bien aquel primer año, y llegamos a tercer lugar nacional”, dice. “Fue ahí. Aprendí que realmente amaba la seguridad, amaba aprender. Encontré mi vocación.”

Al año siguiente, en mi tercer año de preparatoria, Ricky fue contratado como becario analista de defensa de seguridad de redes por la Fuerza Aérea estadunidense. Con apenas un diploma de preparatoria, fue becario en Northrup Grumman.

En 2012, Ricky apareció en una nota del San Antonio Express-Newsacerca de graduados de preparatoria con puestos de seguridad de alta tecnología.

“En Estados Unidos, tenemos escasez de ciberprofesionales, y San Antonio florece en ciberáreas, así que las compañías y agencias gubernamentales contratan a jóvenes salidos de preparatoria y a estudiantes de licenciatura para capacitarlos”, dijo entonces al diario.

Aquel año, Ricky comenzó a orientar a grupos CyberPatriot locales; dice que su objetivo no es tanto impartir sabiduría específica de seguridad sino ofrecer a los adolescentes con quienes trabaja una visión de sus futuros, así como Arthur Celestin hizo con él.

“Por supuesto, nadie sabe entonces cómo será su vida”, dice, “pero yo les digo que si les gustan las TI, este es un gran inicio. A los 18 años, compré mi primera casa, era independiente.”

Rick dice que sabe cuán bendecido es de haber caído en ciberseguridad a través de CyberPatriots y de las sabias palabras de Mr. C, como él prefiere llamarle a su antiguo profesor. “Lo único que quiero es ayudar a otros chicos, a aquellos que tal vez estén en una situación similar a la mía, e inspirarlos de la misma manera en que Mr. C me inspiró.”

LEAVE A REPLY

Please enter your comment!
Please enter your name here